Evalúan impacto del crecimiento desordenado

EVALÚAN IMPACTO DEL CRECIMIENTO DESORDENADOPiden planificar la ciudad

La Fundación Ciudad del Saber analizó ayer el desarrollo urbano de la ciudad. Pide una planificación con elementos ecológicos.JOSÉ ARCIA

LA PRENSA

El desarrollo urbano que ha experimentado la ciudad de Panamá tiene consecuencias ambientales.Esa fue la primera conclusión del seminario taller “Desarrollo sostenible, de la teoría a la acción: una ciudad sostenible con edificios verdes”, que organizó la Fundación Ciudad del Saber. La ciudad de Panamá no es social y ambientalmente sostenible, consideró Rodrigo Tarté, director de Desarrollo Sostenible de la fundación.Tarté dijo que se requiere hacer un “ejercicio serio” de planificación urbana en la ciudad de Panamá, en vista de que ha prevalecido la “codicia por encima del bienestar colectivo”.Lo que se requiere es una ciudad más sostenible social y ambientalmente, expresó. El ritmo de crecimiento que experimenta ha dejado una huella ecológica que se traduce en el consumo de recursos naturales.Rodrigo Noriega, consultor e investigador ambiental, fue el primer expositor del seminario, en el que habló sobre las consecuencias del cambio climático y la necesidad de cambiar los modelos de desarrollo humano.Noriega señaló que la temperatura del país aumentó en un grado centígrado en los últimos 33 años, de acuerdo con las propias estadísticas de la Empresa de Transmisión Eléctrica S.A. (Etesa).Una realidad que tiene repercusiones directas en el modelo de desarrollo de la ciudad porque existen edificios y centros comerciales que son unos megacentros de consumo de energía eléctrica, agregó.Noriega consideró que estos edificios o centros comerciales tienen que ser más eficientes en el consumo de energía produciendo su propia electricidad.Tomás Paredes, director de Infraestructura y Servicio de Ciudad del Saber, también abogó por un modelo de desarrollo urbano más sostenible. Dijo que es hora de proponer un cambio en la forma de construir o las consecuencias serán lamentables.

Comparte esto