Avistamiento Responsable de Cetáceos con la Fundación MarViva

En días pasados la Fundación MarViva realizó una gira para varios medios de comunicación con la intención de dar a conocer el trabajo que realizan en el tema de Avistamiento Responsable de Cetáceos en el Parque Nacional Coiba.

La gira tuvo su punto de partida en Puerto Mutis, el principal puerto de salida para quienes se dirigen a las comunidades costeras vecinas, a toda la región del Golfo de Montijo y las espectaculares islas del Parque Nacional Coiba. Mientras la lancha atravesaba la neblina y se rodeaba de manglares, que prometían una experiencia inolvidable, la expedición se dirigía hacia el Golfo de Chiriquí y su destino principal de Coiba.

Un trayecto, que poco se compara con el de 8600 kilómetros que realizan las ballenas -para aparearse- desde el Polo Sur hasta el Golfo de Chiriquí, ubicó a la expedición a escasos metros de Delfines Manchados del Pacífico y de la gran Ballena Jorobada, ambas especies que se pudieron avistar de manera responsable, y en todo su esplendor, gracias a la magnífica labor de la Fundación MarViva. Y es que actualmente existe un grupo de boteros en Montijo y Santa Catalina que se han capacitado gracias a expertos de la Comisión Ballenera Internacional (CBI), con apoyo de la Fundación MarViva y FOMIN, para ofrecer responsablemente el servicio de avistamiento de cetáceos.

En el Golfo de Chiriquí transitan varias especies de cetáceos y existen reportes de al menos 23 especies que transitan por aguas cercanas al Parque Nacional Coiba. Existen por ende reglas de seguridad para los tripulantes, reglas de protección para evitar afectar al animal y tipos de conservación de cetáceos, que se ponen en práctica gracias a los esfuerzos de Fundación MarViva para destacar la importancia de esta actividad si se hace de manera responsable.

Comparte esto